forrest-gump-momma[1]

El Blog de Lili Berrinches presenta: “Mamá respira”; pensé que moría

Published On 9 mayo, 2014 | By Renderer | Blogs, El Blog de Lili Berrinches, Slide

Valoren a su mamá. Cuando se despiden no saben si volverán a verla  

Se acerca el día de las madrecitas, y la mía sí que me dio un susto el fin de semana pasado porque pensé que moría, y no es broma.

Todo pasó tan rápido, en un momento estaba bailando y jugando dominó con la familia y de repente ya estaba sentada en un sillón con falta de aire y lista para ir a urgencias porque no podía más. Esto a las 3 de la mañana. Es hipertensa y se puso grave a pesar de tomar pastillas para controlar ese mal.

No soy de las que se asusta en el momento sino hasta después. Cuando se necesita rapidez actúo con ella y uso la parte racional mientras que la emocional la reprimo.

Por supuesto que cuando ya estaba en el hospital, con suero y oxígeno, yo me quedé a su lado por si pedía agua o lo que fuera. En mi cabeza sólo pensaba en que se recuperara y que bajara la presión arterial cuanto antes. Vi como le ponían los aparatos para el electrocardiograma, jamás vi esto, jamás había pasado por ello y fue una gran impresión aunque eso no tiene gran ciencia.

Yo no podía llorar y dormir aunque moría de sueño, pero prefería que me estallara la cabeza antes de dejarla sola sin que nadie la escuchara, a pesar de que la enfermera estaba cerca pero uno nunca sabe. Sólo pensaba en no alejarme.

Fue toda una madrugada y una mañana de angustia, sin dormir ni dormitar un segundo. Con una presión y angustia en el pecho. Una cosa indescriptible.

Total que todo fue mejorando, la dieron de alta y recomendaron reposo absoluto y un nuevo tratamiento.

Después del shock me cayeron muchos veintes y me pregunté qué hubiera pasado si nadie hubiera estado con ella, porque ella ya estaba acostada, le di las buenas noches y todo. De suerte que yo estaba cerca de su cuarto cuando salió como pudo a pedir ayuda. Ese día yo iba a ir a una fiesta pero por algo decidí quedarme en casa y pasarla con la familia.

Empecé a pensar lo peor, que hubiera pasado si de esta no se salvaba, de verdad que no me imagino cómo me sentiría, a lo mejor me volvería loca, no lo sé. Todo pasa en segundos, así es la vida.

Seguro que no estuviera escribiendo, todo hubiera cambiado por completo. A mí y a toda la familia.

Como los días siguientes me dediqué a cuidarla por su reposo, pues ni tiempo para sacar mi choque mental y sentimental, así que le di la bienvenida al resfriado.

La vida es tan corta y puede cambiar en segundos, uno no se percata de eso hasta que lo tiene en sus narices. Y más cuando se trata de un ser tan querido como la mamá. Y más cuando está tan próxima esa fecha que pone la palabra MAMÁ hasta por debajo de los calzones, en serio.

Afortunadamente aún me queda madre y espero que por muchos años más. Pero nunca hay que olvidar que cuando te despides de ella o de algún otro ser querido, podría ser la última vez que lo veas.

Así suena el iPod de la mamá de Lili Berriches (sí, su mamá tiene iPod ;))

Esta rola le encanta a mi mamá, siempre que la pone se para a bailar, es muy graciosa. Tardé años en encontrarla, aunque me la tarareaba yo no la encontraba. Hasta que un día por fin di con ella y no tardé en bajarla y quemarla en un CD porque ella no sabe de iPods y esas cosas.

Esta canción es como ella, alegre, ágil y como relax. Invita a sonreír y a pensar en que no pasa nada. Sí aún tienen mamá no duden ni un segundo en abrazarla, darle un beso y decirle que la quieren. No saben en que momento les puede cambiar la vida. Y si ya no la tienen, mándenles besos de todas maneras, seguro en algún lado los estarán escuchando.

Like this Article? Share it!

About The Author